Blanqueamiento

El Blanqueamiento dental profesional consiste en el tratamiento de las piezas dentales, por el cual cambiando sus características de color, mediante el aumento de la luminosidad, y la disminución de saturación del mismo.
Dependiendo de la coloración/tinción del diente, realizaremos microabrasión del esmalte, o blanqueamiento habitual. Consulta con nuestro equipo cuál es el más adecuado.

Preguntas frecuentes sobre el Blanqueamiento:

¿Es dañino para los dientes?

No. Las características de biocompatibilidad y pH 7 de los productos utilizados hacen que no produzcan daños en el esmalte dental.

¿Se puede repetir?

Sí, siempre bajo control. Además, podemos dar dosis de recuerdo para mantener los efectos.

Tipos de tinciones/coloraciones:

 

TINCIONES MARRONES:

Suelen deberse a manchas extrínsecas por alimentos como el café, el alcohol, o el consumo de tabaco.

En ocasiones, podemos apreciar manchas marrones en forma lineal, en estos casos, es por una cuestión fisiológica de edad.

TINCIONES AMARILLAS:

Las abrasiones, el cepillado agresivo, el bruxismo, o la falta de higiene, son las causas más comúnes de las manchas dentales de color amarillento.

TINCIONES GRISES:

La necrosis pulpar (muerte del diente), y el uso de tetraciclinas (antibiótico) de forma prolongada, pueden provocar esta coloración.

TINCIONES BLANCAS:

Suelen proceder de defectos estructurales como hipoplasias, hipocalcificaciones, o manchas blancas del esmalte.

Único Blanqueamiento con nhAp:

En Instituto Dental Avanzado Pardo, utilizamos el único sistema de blanqueamiento dental del mercado, con nanohidroxiapatita (nhAp).

PrevDent, es un sistema holandés, desarrollado por científicos y equipo del sector odontológico, en busca de un blanqueamiento con capacidad remineralizadora.

La hidroxiapatita es la molécula cristalina de la que está compuesta el 97% del esmalte.

Mediante las partículas nanométricas de esta misma sustancia que posee nuestro sistema de blanqueamiento, conseguimos reducir la posibilidad de sensibilidad dental, mientras creamos una capa protectora en el esmalte del diente que blanqueamos.